Portada > Información Importante
El Discurso del Embajador Lyu Fan en la Sesión Extraordinaria de la Comisión de Relaciones Internacionales de CEOE
2018/01/26

Sras., Sres, amigos:

Encantado de ser invitado para intervenir en la sesión extraordinaria de la Comisión de Relaciones internacionales, y compartir con ustedes algunas ideas sobre el desarrollo de China en el futuro, así como las relaciones económicas y comerciales entre China y España.

Como conocen todos, en el pasado mes de octubre, el Partido Comunista de China celebró su XIX Congreso Nacional. En el congreso, se hicieron cuatro importantes planteamientos.

Primero, tras un largo tiempo de esfuerzos, el socialismo con peculiaridades chinas ha entrado en una nueva era, lo que comporta una nueva posición histórica del desarrollo de nuestro país;

Segundo, con la entrada del socialismo con peculiaridades chinas en una nueva era, la contradicción principal de la sociedad de nuestro país ha pasado a ser la que existe entre la creciente demanda del pueblo de una vida mejor y el desarrollo desequilibrado e insuficiente;

Tercero, el pensamiento sobre el socialismo con peculiaridades chinas de la nueva era ha devenido la nueva guía teórica del Partido, y,

Cuarto, al analizar globalmente la situación tanto nacional como internacional, así como las condiciones objetivas para el desarrollo, en el año 2035 se materializará fundamentalmente la modernización del país y hasta mediados de siglo China será un poderoso país socialista moderno, próspero, democrático, civilizado, armonioso y bello.

Como el congreso es de contenido amplio, completo y profundo, no se puede explicarlo con unas cuantas palabras. Pero, creo que desde la óptica del crecimiento económico podemos entender mejor este congreso que ejercerá una influencia trascendental en el futuro desarrollo de China.

En primer lugar, el crecimiento económico de China ha entrado en una nueva era.

Desde 2012, año del XVIII Congreso Nacional del Partido, el crecimiento económico de China se ha mantenido en un ritmo medio superior, y el producto interno bruto ha crecido de los 840.000 millones de dólares a los 12.5 billones, lo que ubica al país en el segundo lugar del mundo. Así la economía china contribuye más de 30% al crecimiento económico mundial, superando la suma total de Estados Unidos, Europa y Japón.

En el último lustro, el Partido ha sabido dominar la compleja situación y ha tomado decisiones acertadas para conducir la economía del país en medio de cambios históricos. En la práctica, se ha formado el pensamiento económico del socialismo con peculiaridades chinas de Xi Jinping, el cual ha abierto la nueva era del crecimiento económico chino y ha señalado su rumbo de desarrollo.

En 2017, el producto interno bruto de China alcanzó los 12 billones de dólares, un incremento del 6,9% y 0,2 puntos porcentuales más que el año anterior. Después de varios años de crecimiento en declive, la economía china ha presentado la tendencia a la estabilización.

El año pasado, se crearon más de 13 millones de empleos en las zonas urbanas, sobrecumpliédose la meta de 11 millones. La creación de empleos tendió a la estabilidad sobre la base de un crecimiento moderado y avanzó hacia el mejoramiento, lo que es resultado positivo del fuerte apoyo generado por el crecimiento económico estabilizado.

Los ingresos disponibles per cápita de la población nacional registraron un aumento real del 7,3 %, cifra superior al aumento del 6,9% del producto interno bruto. Esto muestra que la rentabilidad de las empresas y la situación del empleo son satisfactorias.

En 2017, el valor agregado del sector terciario subió hasta el 58,8% del producto interno bruto, lo que representa 1,3 puntos porcencuales que el año anterior. El consumo ya es la principal fuerza motriz del crecimiento económico.

En 2017, las importaciones y exportaciones también han aumentado después del descenso registrado durante dos años consecutivos. El monto total del comercio exterior sumó los 4,3 billones de dólares, un aumento del 14,2% sobre el año anterior. De esa cifra, las exportaciones fueron de 2,4 billones, un aumento del 10,8%, y las importaciones, 1,9 billones, un aumento del 18,7%.

Hasta diciembre de 2017, las reservas de divisas habían sido de 3,1 billones de dólares aproximados, un aumento de 129.400 millones sobre del año anterior.

De acuerdo con el informe del Congreso, "construir un sistema económico modernizado es una exigencia apremiante planteada por la necesidad de franquear los pasos estratégicos y una meta estratégica de nuestro desarrollo, ya que nuestra economía ha pasado de la etapa de crecimiento acelerado a la de un desarrollo de alta calidad, y se halla en el periodo de solucionar problemas clave en lo referente al cambio de la modalidad de desarrollo, la optimización de la estructura económica y la transformación de la fuerza motriz del crecimiento".

Para lograr este objetivo, debemos situar la calidad en primer plano y en priorizar la rentabilidad, y tomar la reforma estructural por el lado de la oferta como línea troncal. El crecimiento económico se basará en la inversión y el consumo, y daremos importancia tanto a las importaciones como a las exportaciones. Además, también haremos hincapié en acelerar la conformación de un sistema industrial caracterizado por el desarrollo sinérgico de todos los sectores, y pondremos el acento en configurar un régimen económico que sobresalga por la eficacia del mecanismo del mercado, el gran vigor de los agentes microeconómicos y la apropiada intensidad del macrocontrol.

En segundo lugar, se ha impulsado la formación de una nueva configuración de apertura integral.

Las puertas de China al exterior no se cerrarán, sino que se abrirán cada vez más. En el proceso de impulsar la formación de esta configuración, esto es algo indispensable para construir un sistema económico modernizado. La apertura trae el progreso, mientras que el enclaustramiento conduce al atraso. La apertura es la fuente de la vitalidad, y en la reforma y el desarrollo integrales no podemos permitirnos prescindir de una reforma integral.

Cabe señalar que a pesar de los grandes éxitos logrados en su desarrollo, China todavía es un país en vías de desarrollo. Y en comparación con los países desarrollados, tenemos que aprender de ellos y alcanzarlos; debemos aprender sus avanzadas tecnologías y experiencias, e integrarnos, desde un nivel más alto, en el sistema de división internacional del trabajo. Esta es la razón por la que estamos introduciendo capital extranjero, aunque en términos generales no carecemos de fondos.

Por otra parte, debemos salir al exterior para conseguir elementos de calidad como tecnologías, métodos de administración, cadenas de suministro, canales de marketing, marcas y recursos humanos, para aumentar la competitividad de las empresas chinas y crear un sistema económico abierto de mayor amplitud y profundidad.

En el próximo lustro, China importará productos valorados en 10 billones de dólares, captará inversiones directas extranjeras de 600.000 millones e invertirá 750.000 millones en ultramar. 700 millones de chinos saldrán del país para viajar por el mundo. Todo ello representa para las empresas españolas un mercado más amplio, fondos más suficientes, productos más ricos y oportunidades más valiosas.

Creo que los empresarios españoles perspicaces y ambiciosos sabrán aprovechar esta buena coyuntura para compartir los dividendos del desarrollo de China.

En tercer lugar, se han hecho dinámicos esfuerzos para impulsar la cooperación internacional en la construcción de la Franja y la Ruta.

Como importante medida para una mayor apertura, la construcción de la Franja y la Ruta es también una gran práctica de la apertura de China en la nueva era. Desde su lanzamiento hace más de cuatro años, esta iniciativa ya cuenta con la activa participación y apoyo de 140 países y 80 organizaciones internacionales. La inciativa también se ha incluido en las principales resoluciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas, así como de su Consejo de Seguridad. A través de una consolidada cooperación económica y comercial, las empresas chinas han invertido más de 50.000 millones de dólares, y el monto comercial han superado los 3 billones de dólares.

Con la mirada puesta en la construcción de la Franja y la Ruta, persistiremos en atribuir la misma importancia a la introducción en el interior y a la salida al exterior, pondremos en práctica políticas encaminadas a alcanzar un alto grado de liberalización y facilitación del comercio y la inversión, flexibilizaremos en gran medida las restricciones sobre el acceso al mercado, ampliaremos la apertura al exterior del sector servicios y protegeremos los derechos e intereses legales de los inversores extranjeros.

En 2018 se cumplirá el 45 aniversario de las relaciones diplomáticas entre China y España. En nuestra asociación estratégica integral, España participa activamente en la construcción de la Franja y la Ruta. Creo que bajo este marco, nuestras relaciones acogerán una nueva era de gran desarrollo.

Ahora voy a hablar de las relaciones económicas y comerciales.

España es un buen amigo y socio de China dentro de la Unión Europea. Nuestras relaciones han estado marcadas por una confianza política mutua, por un entendimiento y apoyo recíproco y por una consolidada Asociación Estratégica Integral. En muchos aspectos podemos complementarnos mutuamente y tenemos grandes espacios de cooperación. Deseamos trabajar para reforzar los intercambios en todos los niveles y profundizar la cooperación pragmática en economía, comercio, agricultura, ciencia y tecnología, infraestructuras, turismo, etc.

En los últimos años, la cooperación económica y comercial se ha desarrollado sanamente y con establidad, y tiende cada vez a una balanza equilibrada. China es el primer socio comercial de España fuera de la Unión Europea, y dentro de esta, España es el sexto socio comercial de China.

Las estadísticas chinas muestran que de enero a noviembre de 2017, el comercio bilateral fue de 28.000 millones de dólares, lo que representa un aumento del 11,3% respecto al mismo periodo de 2016. Las importaciones chinas de España sumaron los 7.200 millones de dólares, un aumento del 29,2%, y las exportaciones chinas fueron de 20.800 millones de dólares, un aumento del 6,2%.

España ha obtenido autorización del Gobierno chino para exportar seis tipos de frutas: naranja, mandarín, pomelo, limón, durazno y ciruela, siendo el país que exporta más tipos de frutas frescas entre los seis países europeos que hacen la misma exportación a China.

De acuerdo con las cifras chinas, para finales de 2017, las inversiones chinas existentes en España habían alcanzado los 2.300 millones de dólares, que abarcaban la industria manufacturera, protección medioambiental, infraestructuras, energía, agricultura, pesca, aviación civil, finanzas, telecomunicaciones, transporte marítimo, hotelería, comercio, deportes, inspección comercial, espectáculos artísticos, seguro, servicio médico, bicicleta pública, etc. En 2017, las inversiones aumentadas han mantenido un crecimiento estable. Las más importantes son la compra del grupo chino Aier Eye International del 87% de la Clínica Baviera por un importe de 150 millones de euros, y la compra de la compañía china Cosco Shipping Ports del 51% de Noatum Ports por 20 millones de euros.

Este último año transcurrido, la Embajada china, en sus estrechos vínculos con departamentos gubernamentales, asociaciones gremiales y empresas, ha hecho muchos trabajos para promover las relaciones económicas y comerciales con España.

Hemos hecho esfuerzos por promover la cooperación económica y comercial con diversas regiones autónomas.

Acompañado por colegas y responsables de empresas chinas, he visitado las regiones de Valencia, Aragón, Asturias y Cantabria. En nuestra reunión con los presidentes regionales, con responsables de departamentos económicos y comerciales, de instituciones de fomento de comercio e inversión y de cámaras de comercio, y con empresarios, hemos promocionado la cooperación entre los dos países. Los empresarios chinos y españoles efectuaron intercambios para identificar oportunidades de negocios. En parte de estos eventos, contamos con el apoyo y la colaboración de CEOE, a la que le expreso mi sincero agradecimiento, y espero una mayor intercambio y cooperación entre ambas partes.

Promover las visitas recíprocas de grupos económicos y comerciales de los dos países también ha formado parte de nuestro esfuerzo realizado.

En 2017, un centenar de grupos gubernamentales, de instituciones y asociaciones de fomento comercial, así como empresarios realizaron visitas recíprocas.

En mayo, el presidente Rajoy viajó a Beijing para participar en el Foro sobre la Franja y la Ruta para la Cooperación Internacional, y se reunió con el presidente Xi Jinping y el primer ministro Li Keqiang.

En noviembre, el vice ministro de Comercio de China, Fu Ziying, y la secretaria de Estado de Comercio Poncela co-presidieron la 27ª reunión de la Comisión Mixta de Cooperación Económica e Industrial entre China y España. Ambas partes hablaron temas como el comercio bilateral, la inversión recíproca, la cooperación con mercados de terceras partes, y la cooperación financiera. La reunión definió el rumbo de desarrollo de las relaciones económicas y comerciales de los dos países.

Además, por recomendación de CEOE, muchas delegaciones económicas y comerciales chinas entablaron contactos directos con miembros de la organización, lo que ha facilitado la cooperación en el futuro.

La promoción del transporte ferroviario de carga entre China y Europa ha sido una importante tarea nuestra.

En noviembre de 2014, el primer tren Yixinou partió de Yiwu a Madrid. Gracias al empeño de la Embajada y la empresa gestora de los últimos tres años, se ha reducido el coste del transporte, y ahora ya se realizan los viajes en ambas direcciones. Cada semana cinco trenes salen de Yiwu y dos parten de Madrid. Hasta estos momentos, han transportado un total de 22.000 contenedores estandar, que se llenan el 100%.

En mayo y junio, al reunirse por separado con Rajoy y el Rey Felipe VI, el presidente Xi hizo alta valoración al tren Yiwu-Madrid. Dijo que su funcionamiento ha tendido el puente entre Asia y Europa para una mejor comunicación, y es también un fruto temprano de la construcción de la Franja y la Ruta. Señaló que China acoge la activa participación de España en esta construcción y espera trabajar conjuntamente para utilizar bien este tren.

El tren ha contribuido a ampliar los canales comerciales entre China y Europa, ha logrado subsanar el problema de larga duración del transporte marítimo y el alto coste del transporte aéreo, y también ha favorecido el crecimiento económico y la creación del empleo en los países ubicados a lo largo del recorrido del tren.

En estos momentos, las familias chinas disfrutan de productos españoles como el vino, artículos para mujeres y niños, utensilios de cocina de alta calidad, productos de lavabo, accesorios de coches. En Europa, incluida España, se venden mucho productos chinos, desde artículos de uso diario hasta ordenadores. Tanto los consumidores como los productores se han beneficiado del transporte ferroviario de carga entre China y Europa.

A continuación voy a detenerme un poco en presentar la Exposición Internacional de Importación de China.

Este año, además de seguir impulsando el desarrollo de las relaciones económicas y comerciales entre China y España, afrontamos un trabajo importante, que consiste en promocionar la Exposición Internacional de Importación de china, que tendrá lugar entre los días 5 y 10 de noviembre en Shanghai, y ayudar a las empresas españolas a participar en ella.

Como los invitados aquí presentes son empresarios influyentes, quiero darles conocer todo lo relacionado con la exposición para su referencia.

En estos momentos, la economía china ha pasado de la fase de crecimiento acelerado a la de un desarrollo de alta calidad, la estructura de consumo se ha actualizado, y el grupo de personas con rentas medias ha experimentado una ampliación constante, por lo que ha aumentado la demanda de productos y servicios de alta calidad o con peculiaridades propias.

Con el fin de impulsar el comercio global y lograr un comercio exterior más equilibrado del país, el presidente Xi Jinping anunció en mayo de 2017 que a partir de 2018 China va a celebrar cada año una edición de la Exposición Internacional de Importación.

Esta exposición será la primera exposición en el mundo que se efectúa a nivel nacional y está centrado especialmente en la importación. Se trata de una importante decisión tomada por el gobierno chino para llevar adelante una nueva ronda de apertura al exterior, y una medida dirigida a abrirse al mercado mundial.

Consciente de la importancia de esta exposición que traerá importantes oportunidades sin precedentes a las empresas, el gobierno español confirmó, tres semanas después de recibir la invitación, la participación en la exposición, siendo el primer país europeo en confirmar.

Esta iniciativa de España también ha encontrado activa respuesta del gobierno chino, que la ha elegido como la primera parada de un roadshow por el mundo. El viernes pasado, en esta misma sala el Ministerio de Comercio y el Buró Nacional de Exposiciones Internacionales de China, junto con CEOE, hicieron una presentación sobre la exposición, lo que muestra la confinza china en el crecimiento económico de España y la importancia que le atribuye a la hora de ampliar las importaciones españolas a China. En el evento, Buró Nacional de Exposiciones Internacionales de China y CEOE firmaron un memorándom de cooperación para promover la participación de empresas españolas en la exposición. De hecho, muchas de ellas han expresado su intención de participar y se han inscrito en el sitio web oficial.

Siguiendo la consigna "comprar y vender en todo el mundo", acogeremos la participación de todos los países del mundo, y hacer la exposición una plataforma abierta. Lo que procuramos es apoyar un sistema comercial multilateral, mantener la consecuente posición de libre comercio, combatir el proteccionismo y construir y defender una economía mundial abierta.

La Exposición, que tendrá una superficie de 240.000 metros cuadrados, está compuesta de dos partes: exposición de Estado y exposición de empresas. Además de centenares de ministros y políticos de diversos países, vendrán miles de empresas de excelencia.

Hasta la fecha, 180 países y regiones han encargado a 183 instituciones expositoras para gestionar los asuntos relacionados con la exposición. Más de 1.000 empresas, incluidas un centenar de las 500 empresas más grandes del mundo han expresado su intención de participación. Más de 600 empresas de 80 países y regiones se han inscrito.

El gobierno chino organizará a 150.000 compradores nacionales para hacer compras in situ. Además, partiendo de la diversidad de la demanda de los consumidores chinos y las características de los productos, se organizarán diferentes encuentros, negociaciones, simposios, eventos de presentación, reuniones de promoción de marcas y conferencias de prensa. Ayudaremos a las empresas a lograr cuanto antes éxitos en sus negocios. Habrá una plataforma de ventanilla única de servicios on-line y off-line para facilitar las transacciones. Se ofrecerán estos servicios antes, durante y después de la Exposición.

Para las empresas españolas, será una buena opotunidad para mostrar su imagen y promocionar sus productos y servicios de calidad.

Esperamos que a través de la exposición lograremos ampliar las importaciones y reducir el déficit comercial. Lo que intentamos es ofrecer a España un real mercado de exportación y oportunidades de desarrollo y empleo. Las empresas españoles encontrarán en la exposición nueva plataforma para abrirse pasos en el mercado chino y desarrollar mercados de terceras partes.

A medida que la economía mundial se va recuperando moderadamente en este año transcurrido, la economía china sigue progresando sobre la base de la estabilidad, y España ha salido poco a poco de la crisis, liderando en los últimos años el crecimiento en Europa.

Espero que las numerosas empresas españolas aprovechen esta coyuntura histórica para lograr su propio desarrollo y también impulsar que nuestro comercio bilateral alcance nuevas cotas.

Muchas gracias.

Para sus Amigos:   
Imprimir